Saltar al contenido
Viscalacant

Una paciente denuncia a su ginecóloga por decirle que “le olía a mojama”

05/02/2018
Denuncia a su ginecóloga por decirle que le olía a mojama

Una paciente de Mieres (Asturias) ha presentado una denuncia a su ginecóloga por haberle dicho durante la consulta que “le olía raro, como a mojama”.

La mujer, de 36 años, trasladó su queja a la Consejería de Sanidad de Oviedo, donde se ha iniciado una investigación que podría acabar con un expediente sancionador para la facultativa.



La ginecóloga denunciada, que responde a las iniciales P.F.C., ha afirmado en declaraciones a los medios locales que en ningún momento quiso ofender a la paciente.

“Fue nada más que una manera coloquial de expresar mi diagnóstico médico mientras la examinaba”, asegura.

Al parecer y siempre según el informe de esta especialista, la mujer padecía tricomoniasis, una enfermedad de transmisión sexual que, además de causar irritación y malestar a quienes la sufren, “lo que explicaría lo exagerado de su reacción”, genera un olor genital fuerte y muy desagradable.

CURSOS FEBRERO-JUNIO 2018 DEL CONSELL DE LA JOVENTUT D’ALACANT

Yogur natural no azucarado en la vagina

La mujer que ha presentado la denuncia a su ginecóloga asegura haberse sentido humillada por la actitud de la médica, quien tras el comentario de la polémica le indicó que, una vez se recuperara de la tricomoniasis, podría hacer uso de un truco casero para evitar el mal olor vaginal.

“Me dijo que me metiera un tampón mojado en yogur natural no azucarado y que después me enjuagara bien con agua templada. No me parece nada profesional”, indica la paciente, quien considera este consejo “insalubre y más propio de curanderos que de médicos”.

Precisamente este asunto se ha puesto de rabiosa actualidad al decir hace escasos días en televisión la cantante Chenoa que ella utiliza habitualmente este truco de introducir yogur natural sin azúcar en la vagina cuando se encuentra “baja de defensas“.

 

Numerosos médicos, sin embargo, rechazan la utilidad de este “truco de la abuela“. Así se lo hizo saber una sanitaria a la artista a través de Twitter, con un aluvión de respuestas de todo tipo:

Otros, en cambio, sostienen que comer yogur, que es rico en bacterias probióticas, o administrar la cantidad equivalente a una cucharada de este producto lácteo (siempre sin azúcar) en la vagina puede ayudar a restablecer el equilibrio de la flora y que, en cualquier caso, no se le conocen efectos adversos.

Con todo, la lógica dice que habiendo medicamentos específicos para tales problemas, mejor no arriesgar. El yogur, como la mojama, mejor siempre por vía oral.