Saltar al contenido
Viscalacant

Un padre encarga a Glovo en Alicante que lleve a su hijo al cole

09/09/2019
glovo en alicante

Un repartidor de Glovo en Alicante se ha encontrado esta mañana con un encargo inédito y sorprendente: llevar a un niño al colegio.

El glover, como se conoce a los recaderos de esta compañía, se pensaba que se trataba de una broma, pero nada más lejos de la realidad.

El cliente le explicó que el horario de la vuelta al cole le coincidía con una reunión imprevista de trabajo a la que no podía faltar “bajo ningún concepto” y no tenía a nadie a quien pedirle el favor de llevar a su hijo, por lo que pensó que recurrir a Glovo podía solventarle el problema.

El padre aseguró que las obras en el trayecto desde su domicilio hasta el centro escolar impedirían que un taxi llegase a tiempo, y además, confesó, “los taxistas me caen como el culo”.

En la página web oficial de la aplicación pone textualmente que puedes “pedir algo (lo que sea). Siéntete libre de describir cualquier cosa que necesites, y Glovo intentará hacerlo realidad”.

A esta cláusula se acogió el desesperado padre para solicitar el “envío” urgente de su hijo a su centro escolar. Aunque el “paquete”, de 5 años de edad, sobrepasaba el peso de 9 kilos y excedía las dimensiones máximas permitidas, el repartidor hizo la vista gorda y accedió a prestar el servicio.

Así, con casco y metido en el paquete de la parte de atrás de la bicicleta, el pequeño llegó hoy a su hora al colegio, situado a 3,9 kilómetros de su domicilio.

Si la prestación de este servicio, cuya tarifa no ha trascendido, resulta muy llamativa, más lo es la reacción que ha provocado: el sector del taxi, Cabify y Uber se han unido por primera vez en la historia para firmar un comunicado conjunto criticando la “competencia desleal” ejercida por parte de Glovo en Alicante.