Google implanta las meta descripciones más largas en los resultados de búsqueda

Tras varios días en que pensábamos que sería alguna de sus habituales pruebas, ya es oficial y efectivo: Google ha cambiado la forma en la que muestra los snippets en buena parte de los resultados de búsqueda, haciendo las meta descripciones más largas con el fin de aportar “fragmentos más descriptivos” de cada web.

Las “meta descriptions” son las hasta ahora dos líneas de texto que se mostraban debajo de la URL de cada página en los resultados de búsqueda orgánica y que tienen como fin definir lo que el usuario va a encontrar en esa web.

Este campo desde ahora presenta hasta tres o cuatro líneas de texto y, lo más importante, no muestra lo que poníamos manualmente en el apartado de la meta descripción, que podría pasar a la historia como ya ocurrió en su día con las meta keywords.

(NOTA: A continuación vienen explicadas las pruebas que fuimos realizando y las teorías que barajamos. Si quieres ver las conclusiones, puedes ir directamente al punto número 4 del índice del artículo).

¿Qué tiene en cuenta Google ahora para mostrar en las meta descripciones?

Desde Google han confirmado que este cambio en las reglas del juego al hacer las meta descripciones más largas (de los 155 caracteres se ha aumentado hasta 300, aunque la media es de 230) persigue ofrecer al usuario más información sobre cada resultado que devuelve a sus búsquedas.

Ojo, a día de hoy no ocurre en todas las webs. ¿Es algo arbitrario, entonces? No, la cosa apunta a que se ha aumentado la longitud de la descripción en aquellas que están bien optimizadas y tienen suficiente contenido y tráfico, mientras que las que no guardan estos requisitos todavía siguen mostrando su meta descripción tal cual estaba.

En algunos casos el buscador toma las primeras líneas del texto principal de cada web para mostrarlo en este snippet descriptivo, si bien en otros casos (dependiendo del diseño y configuración de cada web) parece hacerlo echando mano del artículo más relevante o del que el algoritmo considera más representativo de la “actividad” de esa página.

El problema, consideraciones al margen sobre la influencia de todo esto en el SEO, es que Google “absorbe” todo cuanto pilla en su camino a la hora de extraer ese contenido.

Veámoslo en nuestro propio caso. La primera captura de imagen es la de la SERP actual por nuestra marca, mientras que la segunda corresponde a la ficha del snippet tal cual la tenemos definida.

Google hace las meta descripciones más largas en los resultados de búsqueda
Nuestra nueva meta descripción, ahora más larga, tiene 300 caracteres

 

Google cambia los snippets de las SERPS aumentando la longitud de las meta descripciones
Así tenemos puesto nuestro snippet de portada. Distinto al que sale ahora en las búsquedas.

¿Qué ha hecho Google con nuestra meta descripción? Y no sólo eso: ¡También ha cambiado nuestro title! Analicemos lo que Google ha realizado.

Nuestra web tiene en su home y sus seccciones módulos apilados de noticias, con la primera de ellas destacada en un tamaño más grande. Había algunas más recientes que la que ha usado para tomar el texto para el snippet.

Tenemos dos teorías posibles al respecto: ha elegido el principio del texto del artículo que más se relacionaba con el title de nuestra página; o bien ha seleccionado el último de los post elegido por nosotros como “Contenido Esencial” (la funcionalidad de Yoast SEO implementada hace un tiempo para destacar publicaciones).

Sea como fuere, como podréis ver, en la meta descripción ha cogido el titular del post (Viscalacant es una agencia de SEO, marketing online y diseño web), la fecha de su publicación (26 de noviembre, 2017), el nombre del autor (Azuceno), el número de comentarios (0), las etiquetas o tags (Agencia SEO de Alicante, diseño web, marketing online, posicionamiento web, SEO, Viscalacant) y por último y hasta completar los 300 caracteres, la primera frase del artículo (Viscalacant es una agencia SEO dedicada al posicionamiento web,…).

Entendemos y esperamos que esto se podrá solucionar, ahora o más adelante, con el marcado de datos en Google Search Console. O tocará cambiar la composición de la home y/o incluso el theme, como último extremo.

¿Por qué cambia también el title?

En lugar de usar el title que indicamos en nuestra configuración de snippet de la portada de nuestra web, lo que ahora hace Google es mostrar la descripción corta que figura en los Ajustes Generales del gestor web, en nuestro caso WordPress:

Google también cambia el title de las webs en los resultados de búsqueda
La descripción corta sustituye ahora a nuestro title como título en las SERPs

Todas estas conclusiones son fruto de la reconstrucción deductiva que hemos hecho de nuestro caso y de los de nuestros clientes, ya que no hay más información hasta este momento por parte del buscador de Mountain View.

Algunos portavoces de la compañía, como el webmaster trends analyst John Mueller, han nadado en la ambigüedad al manifestar que los snippets en general y las meta descripciones en particular han sido siempre, en menor o mayor medida, elementos “dinámicos” según las consultas.

Ahora resulta que controlar el número de caracteres es perder el tiempo. Pues deberían revisar el Search Console para que no los tuviera en cuenta tampoco, ya puestos:

Mejoras de html en Search Console para evitar meta descripciones cortas o largas
Mejoras de html en Search Console para evitar meta descripciones cortas o largas

Poner las meta descripciones más largas o dejarlo estar: he ahí el dilema

A muchos webmasters y SEOs les ha faltado tiempo para hacer sus meta descripciones más largas tras conocer la noticia, ajenos a que en estos momentos (Google puede cambiar las reglas, como sabemos, cuando le dé la gana) no va a servir de mucho.

Nuestro colega y paisano Carlos Herrero nos decía hoy en Twitter que no hacerlo no era la mejor forma de optimizar tu web para las SERPs. Sin embargo, parece que por ahora será el propio Google el que extraiga el fragmento de cada una.

Toca, en cada caso, comprobar de dónde lo ha extraído y optimizarlo. En la mayoría de los casos lo toma, como decíamos, del principio del texto principal de nuestra web (descubre cuál es para Google), pero con la salvedad de que puede incluir elementos que no nos interesan.

Son muchas las preguntas que nos podemos hacer tras este cambio a meta descripciones más largas. Por eso, otra de las recientes novedades de nuestro amado buscador es trufar muchos resultados con cajas acordeón de “Otras preguntas de los usuarios“, que al pinchar sobre cada una despliega la respuesta que aporta una web que no muestra a primera vista.

Apostaríamos a que esas web tienen un menor CTR con ese sistema que si se mostraran en la misma posición al estilo tradicional. ¿Por qué? Pues porque el fragmento que muestra Google es tan atinado que a menudo hace innecesario obtener más información.

Aquí un ejemplo que aparece al buscar en Google, sin ir más lejos, “meta descripción”:

Otras preguntas de los usuarios, novedad en las SERPs de Google
Otras preguntas de los usuarios, novedad en las SERPs de Google

Actualización del domingo 3 de diciembre de 2017: ¿Muestra los últimos contenidos publicados?

Horas después de publicar este artículo, una nueva búsqueda sobre nuestra marca devolvió un resultado distinto. En esta ocasión Google sí “bebe” del texto de la última noticia publicada/indexada, pero cometiendo el mismo error de incluir elementos que no pertenecen al texto (incluye Facebook, Twitter, WhatsApp y el resto de nombres del menú de botones de las redes sociales).

Cabría deducir, por tanto, que el próximo contenido de la meta descripción al buscar Viscalacant serán las primeras palabras de este mismo artículo en las próximas horas. (Así fue)

Así las cosas, parece que las SERPs mostrarán ahora en las meta descripciones extractos de los últimos contenidos añadidos a la web. Eso va a ser, de confirmarse, todo un terremoto para los esquemas del SEO. Habrá que estar atentos a los siguientes pasos. Seguiremos informando.

Por cierto, todo lo dicho en el artículo no ocurre igual en las búsquedas realizadas desde los dispositivos móviles. Los cambios se han efectuado, pero el comportamiento es distinto y arroja otras meta descripciones diferentes a las del ordenador de escritorio. Una locura, vamos.

Las meta descripciones más largas de Google persiguen la máxima coincidencia semántica posible con la búsqueda del usuario

(Actualización del martes 5 de diciembre de 2017)

Lo que ayer sospechábamos hoy queda ya descartado. Ahora parece demostrado y estable, a la vista de múltiples pruebas, que si la consulta que un usuario realiza en Google coincide o se aproxima bastante al titular de tu artículo o al title de tu web, en ese caso el buscador sí que muestra los primeros 300 caracteres del texto, siempre y cuando incluyan la palabra o palabras clave de la query.

De no ser así, Google extractará la parte donde aparezca por primera vez dentro del artículo. Incluso puede mostrar frases de distintos párrafos o zonas de contenido que en conjunto responden a la búsqueda del usuario. Cogerá también lo que haya por el camino si hace falta (tags, nombre del autor, fecha, etc) hasta completar el actual cupo ampliado de caracteres y acabar, a menudo, en los odiados puntos suspensivos.

Nosotros hemos seguido trasteando y haciéndole cosas gamberras a Google a ver qué pasaba y hemos detectado alguna cosa curiosa que corrobora lo que estamos diciendo.

Tras la publicación de este post, decidimos cambiarle la url. En lugar de metadescripciones pusimos meta-descripciones, e hicimos la pertinente redirección.

Pues bien, resulta que si ahora buscas “metadescripciones más largas” o “meta descripciones más largas”, da igual una que otra, el post aparece primero y segundo en su doble versión de url… ¡y también de meta descripción!

Google muestra este mismo post con dos meta descripciones diferentes para una misma búsqueda
Google muestra este mismo post con dos meta descripciones diferentes para una misma búsqueda

En la primera posición sale la versión de la url definitiva con la meta descripción de casi 300 caracteres que Google extrae del texto (esta vez, al contrario que para la homepage de nuestra web, sin arrastrar elementos como autor, fecha, tags, nombres de los botones de las redes sociales…). ¿Por qué? Pues porque en el texto la palabra meta descripción la pusimos siempre separada. En este caso, coincide con el inicio del texto, donde incluimos la palabra clave long tail “meta descripciones más largas”.

En segunda posición sale la versión de la url inicial con la meta descripción que nosotros le pusimos a la ya “vieja usanza”, respetando los menos de 155 caracteres. ¿Por qué? Porque es el único jodido sitio de todo el artículo donde poníamos la palabra “metadescripciones” todo junto, de modo que no le quedaba otra que tirar de ahí. Es el único sitio donde coincide exactamente con la búsqueda realizada.

Por si había dudas, la prueba del algodón. ¿Y si la query no es tan textual y le introducimos un pequeño cambio? Probamos a buscar “meta descriptions más largas” y sale de nuevo primero nuestro post, pero con otra meta descripción distinta. ¿Por qué esa? Nuevamente porque es la única vez en todo el artículo donde hemos puesto la palabra en inglés “meta descriptions”. ¿Lo pilláis, no?

Google a la hora de escoger las metadescripciones busca coincidencias semánticas lo más exactas posible entre la búsqueda del usuario y el contenido de los resultados que muestra
Google a la hora de escoger las meta descripciones busca coincidencias semánticas lo más exactas posibles entre la búsqueda del usuario y el contenido de los resultados que muestra, se encuentre donde se encuentre.

Nuestra conclusión, por tanto, a día de hoy es que el algoritmo busca directamente la máxima coincidencia semántica textual posible de la query con el contenido de los artículos o la web que muestra en los resultados. No como hasta la fecha, donde hacía eso mismo pero a partir de las meta descripciones que nosotros elegíamos y optimizábamos con la vista puesta en lograr el mayor CTR posible.

Todo esto explica que Google necesite meta descripciones más largas (lo que tampoco le viene mal, por otro lado, como apuntaba días atrás el colega Esteve Castells, para aumentar el tiempo de permanencia de los usuarios en su página de resultados) y que también va en la línea de su ansia por atinar al máximo en sus búsquedas, aunque sea pasando por encima de nuestros cadáveres. Que a este paso es lo que dejará.

Y ahora sí, tras los titubeos iniciales de las primeras horas tras el cambio a las meta descripciones más largas, los resultados en el móvil son los mismos que en los ordenadores de sobremesa. Al menos en las webs que hemos probado nosotros.

¡ACTUALIZACIÓN! Tres horas después de publicar la anterior actualización, Google confirmó lo que avanzábamos:

 

Google explica que las meta descripciones las toma dinámicamente para que el contenido mostrado se ajuste a la búsqueda y recomienda a los webmasters NO ampliarla hasta los 320 caracteres que ahora permite. Otra cosa es que lo vayamos a hacer, claro.

De hecho, a muchos nos las está aceptando.

¿Has comprobado tus SERPs después de todos estos cambios? ¿Qué te parecen como usuario las meta descripciones más largas?  ¡Coméntalo!

(Este artículo ha sido visto 5 veces hoy)

2 comentarios sobre “Google implanta las meta descripciones más largas en los resultados de búsqueda

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *