Saltar al contenido
Viscalacant

La SGAE reclama 12.000 euros a los acosadores de Oltra por el pasodoble “Que viva España”

24/05/2018
SGAE acosadores Mónica Oltra

La Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) reclama 12.000 euros a los miembros de España 2000 que acosaron el pasado mes de octubre a la vicepresidenta de la Generalitat Valenciana, Mónica Oltra, por haber reproducido, entre otras canciones, el pasodoble “Que viva España” de Manolo Escobar frente al domicilio de la líder de Compromís.

Así lo ha hecho público hoy esta entidad de gestión colectiva de derechos, coincidiendo con la celebración en el Juzgado de Instrucción número 6 de Llíria (Valencia) del juicio por la intimidación a Oltra, al que han comparecido como acusados el asesor jurídico y ex presidente de España 2000, José Luis Roberto, y dos hombres y una mujer miembros de este partido de extrema derecha.

 

El presidente de la SGAE, José Miguel Fernández Sastrón, ha explicado que los ultras reprodujeron públicamente algunos temas musicales con derechos de autor sin abonar el correspondiente canon, por lo que se abrió un expediente de oficio para exigirles el pago de la tarifa “toda vez que los vídeos que se grabaron esa noche permiten identificar a algunos de los participantes en la acción”.

Roberto y los otros tres denunciados se presentaron ante la casa de Mónica Oltra a cara descubierta, mientras que otros lo hicieron con caretas de la popular saga cinematográfica de terror “Scream“, cuya productora Dimension Films ha sido consultada por la SGAE por si deseaba sumarse a la exigencia de alguna indemnización, sin que haya trascendido hasta ahora la respuesta.

Sea como fuere, la penalización de la SGAE por sí sola ya supone una multa superior a la que la propia Fiscalía pide para los acosadores, que es de 900 euros para cada uno de ellos, menos para José Luis Roberto, que asciende a 1.800 por su mayor poder adquisitivo.

La denuncia expone que los acusados dijeron textualmente: “Estamos en casa de nuestra amiga Oltra de Compromís, hemos venido a ponerle un poco de música española, para decirle que estamos en España y en la Comunidad Valenciana contra estos independentistas que quieren romper la unidad de España”.

Para la SGAE estas palabras suponen “una confesión bien explícita de la vulneración de los derechos de autor“, por lo que ni aun si no existieran los vídeos donde se puede escuchar cómo ponen la música (aquí abajo se pueden ver las imágenes), sería “una base más que sólida para la reclamación de los royalties“.

Este artículo, como todos los de Viscalacant es ficticio y se escribe con ánimo de crítica satírica. ¿Pero a que molaría que fuera cierto? ¡Compártelo!

Foto superior: Publico.es